martes, 28 de mayo de 2013

El Boca "B": No le gana ni a Lanata

Como estarán las cosas en este país que un señor gordo y deformado, vestido con buzo de selección y pantalones cortos, le ganó la noche del domingo al partido de la fecha, entre el puntero del campeonato - dice el mariscal Perfumo que es 'El mejor ñuls de la historia" - y el club más grande y popular de la Argentina. Como estarán que cambian el horario de los partidos del domingo para ganarle en el rating - como afirmó con sinceridad Mariotto - y acallar las denuncias de corrupción. Lo único que lograron es que todo el país hable de Lanata y sus investigaciones, que a esta altura son apenas un refrito de un conjunto de testimonios y denuncias referidos a robos y actos de corrupción que ya conocíamos y que nadie investiga porque todavía están en el poder los criminales (aunque hay que valorar que algunos testigos se animen a decir eso en cámara y frente a millones de personas, a pesar del riesgo de las represalias... no se olviden de Cabezas). Ni siquiera un 4-0 pudo hacer la diferencia. Se imaginan si hubiéramos tenido el típico empate en cero en el que se prestan la pelota a esperar que pase el reloj?
Boca, este Boca muleto, no le puede ganar ni a Victor Hugo Morales. Porque no se toma en serio estos partidos que no valen nada. Porque jugar el torneo, en este contexto, es un castigo para el jugador elegido.  Porque no tiene identidad ni objetivos. Así comenzó River su inexorable camino a la B. Habría que tomar nota de cara a lo que viene.
Newells, creo, es bastante menos de lo que lo pintan. Pero goles son amores, y Boca empezó el partido con un penal y gol en contra. La expulsión de Magallán terminó de encaminar el triunfo de los de Martino. No hubo lujos ni floreo, pero la distancia podría haber sido incluso mayor de cuatro. Por eso entró Ribair por un delantero, para reforzar el mediocampo y parar la hemorragia.
Mientras tanto, los hinchas de Newells se empacharon de goles. El Tata Martino salió a declarar, ahí mismo, en el Parque Independencia, que el partido del miércoles es una cosa completamente distinta de la goleada. Que los cuatro goles no condicionan la manera de encarar el partido ni de Newells ni de Boca. Pero las figuras de ambos equipos, Scocco y Riquelme, desmintieron al Tata. Scocco dijo que el 0-0 de la ida fue una casualidad, que se explica por el mal partido de Newells (y un buen partido de Boca). Riquelme, por su parte, metió otro pase de magia para transferirle toda la presión a la Lepra: después de la goleada del domingo, "el favorito es Newells", dijo Román.
Los jugadores inteligentes ven cosas que los periodistas desconocen. Sólo ellos escuchan hablar a los rivales, los sienten trabar y pelear las pelotas divididas. Sólo ellos pueden semblantear si el rival va a aflojar o va a sacar fuerzas de donde no hay para llevarse lo que quiere. Vimos algo de eso en los dos duelos frente al Corinthians y luego en la ida frente a Newells. Boca no tiene fútbol para dominar a ningún rival de fuste. Suple esas falencias con orden, disciplina, presencia de ánimo, y el talento de Riquelme. Ningún hincha de Boca se va a poner colorado si Bianchi vuelve a sacar al Burrito Martínez para reforzar el mediocampo con Sanchez Miño. Es lógico. Y no tiene que ver con el sistema sino con los momentos individuales de los jugadores. No se trata de preferir un 4-4-1-1. Bianchi no hubiera sentado en el banco a un Mellizo Guillermo o a un Chelo Delgado para agregar un volante en un partido definitorio. Pero el problema del Burrito Martínez es que, en las difíciles, el Burrito no le devuelve la mirada. Usted se acuerda...

6 comentarios:

  1. Pensar que cuando falsioni jugaba con dos delanteros decian que era tecnico de clu chico y Riquelme y las viudas de riquelme desian q la suerte se iva a acabar. Ahora juegan con un solo delantero y nadie se queja por lo menos hasta que pirdan

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, te salió bien el pronóstico. Yo creo que Bianchi puso lo mejor que tenía, más allá de los puestos en la cancha. Y mereció ganar.

      Eliminar
  2. no solamente te olvidas de lo que puteabas a falcioni sino que ademas te la agarras con martino que no tiene nada que ver y que hace que ñuls juega bien. es una pena que pierdas credibilidad porque me gusta lo que escribis y como escribis pero te la agarras con martino solamente porque es amigo de bielsa y a bielsa no lo queres porque no lo ponia a riquelme. pero el mejor futbol de la argentina lo juega ñuls y es una pena que no lo reconoscas porque estas envenenado con bielsa por una pavada. ademas que culpa tiene martino? pareces el diego que se enoja con bianchi porque la esposa es amiga de copola. si tanto hablas de buen pie tendrias que querer que gane ñuls mañana.
    francisco (pero no bergoglio)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Francisco: Esto es para contestar en un post, pero para hacerla cota te digo que lo Newells fue muy pobre en estas finales contra Boca y que no mereció pasar de ronda. Aunque reconozco (parcialmente) lo que decís respecto de Bielsa. Pero no es sólo por tratarse de Riquelme. Si tenés a Messi en su mejor momento y no lo citás porque, digamos, te gusta jugar con delanteros altos, mi consejo es (a Bielsa) que se vaya a la RMQLP.

      Eliminar
  3. perdona pero no entendi lo de devolver la mirada. el burrito martinez es un jugadorazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Deja, ya pasó, acordate de la semi con River en 2004.

      Eliminar